Lex Hermae

Ego, Prisca, me ordinem sodalesque fideliter adiuvare me vivo hac re iuro.

dilluns, 14 d’abril de 2014

Generació de merda, el musical

Ayer por la tarde tuve la gran suerte de ver la última actuación de esta obra de teatro musical.
 

Fresca, simpática, divertida, es una crítica desenfadada a la situación que padecen muchos jóvenes (y no tan jóvenes) en la actualidad: desempleo, trabajos basura, trabajos en régimen de becario sin sueldo, sobrepreparación en estudios, vuelta al nido familiar... y a la vez, critica la visión acomodada de estos jóvenes (reitero, y no tan jóvenes) que son incapaces de hacer nada por mejorar su situación, intentando capear de la manera más pasiva y egoísta el temporal de la crisis.

Canciones de ridículo amor a primera vista, envidia y xenofobia contra los chinos y paquistaníes "que nos quitan el trabajo porque son más inteligentes que nosotros", la nueva esclavitud social a causa de las redes sociales y la mensajería instantánea, y el absurdo sueño Disney roto por la realidad aplastante conforman las hilarantes y divertidísimas canciones de este musical.

Lástima que a veces la música excesivamente alta diluía las voces de los actores; aún así, ha sido una ejecución muy bien llevada, compensando la falta de nitidez en las voces con una excelente actuación.

A destacar la canción de los "Paquis" con estrambótica coreografía, y la divertidísima frase de "¡Oh, la canción de Juego de Tronos cantada por un lemur!".

Sin duda, yo volvería a verla si vuelven a estrenarla.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada